BANDAS SONORAS

Bienvenido/a a mi página web. Desde aquí abordaremos el mundo del celuloide a través de sus bandas sonoras, y tomando como punto de partida a los compositores elegidos, nos pararemos en lo más destacado de sus carreras.

En este recorrido, nos resultará inevitable no cruzarse con figuras fílmicas tales como el mismísimo FELLINI, HITCHCOCK o FORD COPPOLA. Fruto de dichos encuentros nacerán películas inolvidables, donde la perfecta dialéctica entre ambientación/representación, dará lugar a geniales obras.

He aquí entonces, la lista de los compositores elegidos para la ocasión:

"UNA BUENA MÚSICA PUEDE MEJORAR UNA PELÍCULA, PERO NO PUEDE CONVERTIR UNA MALA PELÍCULA EN BUENA" (H. Mancini).

Nino ROTA

BIOGRAFÍA DE NINO ROTA

Nació en Milano (Lombardía) en el año 1911, dentro de una familia de músicos. Con ocho años empezó a estudiar piano con su madre y aún siendo un niño, se traslado a Roma donde finalizaría su diploma de composición en 1929, con Alfredo Casella.

Después de haber realizado en la década de los 20 sus dos primeras creaciones musicales, Rota vivió entre 1930-1932 en los EEUU gracias a la concesión de una beca. Volvió a Italia y allí realizó su carrera como músico profesional.

Este gran compositor, tiene en su haber creaciones de muy diversos tipos: ya sean ópera, ballet clásico, teatro y como no, numerosísimas bandas sonoras sobre las cuales hablaremos a continuación.

Como no podía ser de otra forma, este genio de la música murió semanas despues de haber compuesto la sinfonía que recorrería las escenas de Cassanova, desde 1979 en adelante.

OBRA DE NINO ROTA

Con más de 150 bandas sonoras, correspondientes a películas conducidas por directores como Visconti o Ford Coppola entre otros, sin duda hay que subrayar la estrecha colaboración que mantuvieron Rota y Fellini a lo largo de toda su carrera.

En 1954, Nino Rota compuso uno de los hitos de su carrera, La Strada. Fue la primera película en la que este tandem trabajó de forma conjunta. La excelente compatibilidad entre ambos, dio lugar a que se convirtieran en productores de sus obras.

A pesar de los comentarios poco favorables generados por la crítica, en los que les acusaban de que sus trabajos giraban siempre alrededor de los mismos temas, ellos continuaron trabajando juntos. De esta manera, hicieron posible inolvidables películas como: 8 ½ (1963), La Dolce Vita (1959), Juliet de los alcoholes, Innocents, Amacord, y muchas otras.

Otra de sus aportaciones más geniales, la encontramos en el film El gattopardo (1963), de Luchiano Visconti. Junto a éste, también realizó la composición musical de Rocco y sus hermanos (1960), la cual gozó de escasa repercusión. La fama alcanzada gracias a estas películas, le otorgaron por fin el reconocimiento que merecía.

Con su experiencia, Rota combinó su talento con el de Francis Ford Coppola, componiendo así las bandas sonoras de películas tan aclamadas como las dos primeras partes de El Padrino.

Bernard HERRMANN

BIOGRAFÍA DE BERNARD HERRMANN

A este hijo de inmigrantes judíos, nacido en Nueva York en 1911,se le inculcará ya desde su niñez el amor por las artes y la música.

Tras haber colaborado y dirigido hacia 1933 The New Chamber Orchestra, en 1937 fue escogido por la CBS como guía de una serie radiofónica en la que jóvenes promesas del mundo de la escritura y el cine tenían lugar.Tal fue el caso de Orson Welles, quién poco más tarde invitaría a Herrmann a los platos de Hollywood, para que compusiera la banda sonora de su primera película.

Dejando atrás las colinas de Hollywood, en la década de los 60 emigró a Europa instalándose en las islas británicas. Allí colaborará con una nueva oleada de directores que propondrán una nueva visión del cine. Bernard Herrmann murió en 1975, justo un día después de haber finalizado el rodaje de Taxi Driver.

OBRA DE BERNARD HERRMANN

Su destacada carrera dentro del cine, no pudo comenzar mejor. En 1938, compone la música para la fantástica historia de Moby Dick y en el 1941, realiza la banda sonora de una de las películas más glorificadas del siglo XX, hablamos de Ciudadano Kane. Con su colaboración en la próxima película de Orson Welles The magnificent Ambersons, se terminaría la corta trayectoria conjunta de estos dos genios.

Durante la década de los 50, llevaría a cabo las bandas sonoras de varios de los film más representativos de la obra de Hitchcock, convirtiéndose sin duda, en el músico fetiche del director. The trouble with Harry (1955), Vertigo (1968), North by northwest (1959) y Psycho (1960) son buen ejemplo de ello.

Instalado ya en Inglaterra, colaboró estrechamente con la nueva generación de directores compuesta por figuras como Scorsese, Larry Cohen, Brian de Palma o Trauffaut. Y fue así, como el oscuro romanticismo de sus melodías, se encargó de crear la atmósfera de películas tan inolvidables como Taxi Driver y Sisters, entre otras.

Ennio MORRICONE

BIOGRAFÍA DE ENNIO MORRICONE

Este romano nacido en 1928, comenzó sus estudios musicales a una edad muy temprana en el conservatorio Santa Cecilia; allí se dedicaría al aprendizaje de la composición y harmonía. Su padre era trompetista profesional y al parecer, el pequeño Ennio no dudo en adoptar este instrumento ya tan familiar, como medio de iniciación a la música.

Tras finalizar su carrera musical y hacia la mitad de los 50, comenzó a escribir para productoras italianas de radio, a la vez que seguía tocando sus piezas de jazz con la trompeta. Pero será Sergio Leone, antiguo compañero de colegio, quién le ofrecería crear su primera banda sonora en 1964.

Tras dos impresionantes décadas que transcurrieron a caballo entre Italia y EEUU, el tremendo éxito logrado con La Misión, le dio el estatus por el que hoy es conocido. Tal fue el clamor que obtuvo su trabajo, que desde entonces todas las productoras aceptarían con gusto las dos condiciones que para Morriconne, resultaban innegociables: no moverse de Roma para componer y no aceptar que ningún arreglista meta mano en sus composiciones.

OBRA DE ENNIO MORRICONE

Al menos con 400 bandas sonoras en su haber, este músico es probablemente uno de los compositores más productivos de la historia de las bandas sonoras. Sus partituras, han ambientado películas de todos los tipos de géneros cinematográficos, pero será seguramente para muchos el spaguetti western, su más famoso y conocido himno.

Sergio Leone, le ofreció trabajar en Por un puñado de dólares (1964), siendo esta producción la primera de una larga lista de obras conjuntas. A ésta le siguirán títulos como El bueno, el feo y el malo, Cara a cara y Hasta que llegó su hora.

Morricone, colabora también en largometrajes comprometidos con la ideología de izquierdas. Tal es el caso de Pajaritos y pajarracos (1966) de Passolinni o Novecento (1976) de Bernardo Bertolucci.

Con "La Misión"(1986), alcanzó el reconocimiento oficial de toda su obra y al año siguiente, compuso la música para Los intocables de Elliot Ness (1987).

En 1988, oímos de nuevo sus melodías en Cinema Paradiso, antes de encontrarnos con su última aportación a la historia del cine: La leyenda del pianista en el Oceano (1998).

Henry MANCINI

BIOGRAFÍA DE HENRY MANCINI

En abril de 1924, nació Henry Mancini en Cleveland, Peansylvania. Tras cursar los estudios de música en la Academia Juilliard, empezó su carrera profesional como arreglista y pianista de la Glenn Miller Orchestra.

Durante los años 1952-1958, trabajó para la Universal Pictures. Fue aquí, donde se familiarizó con las técnicas de música utilizadas para el cine. Durante este periodo, trabajará con maestros de la talla de Anthony Mann u Orson Wells.

Paralelamente a este mundo de las bandas sonoras al que dedicó parte importante de su vida, Mancini siempre estuvo vinculado a la educación musical. Impartió clases en la Universidad de Ucla y en la Academía Julliard, de la cual fue alumno.

Antes de morir en 1994, publicó su propia autobiografía: Did they mention the music?

OBRA DE HENRY MANCINI

Entre las primeras incursiones realizadas por este compositor, se deben destacar La historia de Glenn Miller (1954) de Anthony Mann Y Touch of evil (1958) de Orson Welles.

Varios años más tarde, a las obras ya mencionadas les seguirán importantes colaboraciones con Blake Edwards, como son Desayuno en Tyfanny´s (1961), Experiment in terror (1962), Días de vino y rosas (1962) con la que ganó un Oscar, y su más famosa y conocida composición musical, La pantera rosa. (1964).

A pesar del gran número de directores con los que ha trabajado: Vitorio De Sica (Sunflower-1970), Howard Hawks (Hatari-1972) y Stanley Kramer (Oklahoma Crude-1973) entre otros, será el ya mencionado Edwards, quién adopte de forma regular la sinfonía de este genio del compás para la ambientación de sus obras.

James BERNARD

BIOGRAFÍA JAMES BERNARD

Aunque de origen inglés, Jimmy nació en la India en el año 1925 debido a que su padre, miembro de la armada británica, tuvo que desarrollar allí parte de su carrera. El severo clima que se imponía, obligó a su madre a que decidiera enviar a sus dos hijos a la casa de sus abuelos, en Gloucestershire.Una vez instalados allí, durante el día acudían a una Guardería donde había un viejo piano, cuyos sonidos dicen que despertaron ya en él, la pasión por la música.

En su primera escuela, Wellington College situada en Berkshire, coincidió con Christopher Lee y fue allí, donde ambos adquirieron conocimientos sobre el arte y la música.

Antes de dedicarse profesionalmente a la composición, ya se ganó un Oscar como guionista de Ultimatum. Pero Bernard decidió encaminarse por lo que realmente le gustaba, la creación de partituras cinematográficas.Y esto pudo hacerse realidad con su incorpora ción a la productora Hammer.

OBRA DE JAMES BERNARD

Bernard, conocido músico por los entusiastas del cine fantástico y de terror, realizó la música para Drácula (1958) así como para otras muchas películas denominadas de serie B.

Será considerado el compositor más destacado de la productora británica Hammer, en la que debutaría con el film The Quartermass Xperiment (1955). A éste le seguirían piezas como las de The curse of Frankestein (1957), The hound of Baskerville (1959), The kiss of the vampire (1964), Dracula, princess of darkness (1966) y The devil rides out (1968).

Junto a estos títulos, aparece el nombre de Terence Fisher. Ambos, director y músico, lograrán creaciones que más tarde serán encasilladas bajo el nombre de TERROR GÓTICO, donde la combinación de terror y romanticismo hará maravillas.

John BARRY

BIOGRAFÍA DE JOHN BARRY

Nació el 3 de Noviembre de 1933 en York,Inglaterra. Las profesiones de sus padres, como parece suceder en estos casos marcaron su futuro, ya que su madre era pianista y su padre poseía una cadena de cines.

A diferencia de otros compositores, Barry no tuvo una formación clásica. Nació y creció musicalmente con el jazz, el beat, el rythm & blues y el pop.

Después de su tránsito por la armada en 1955, entró al mundo de la música formando con sus compañeros militares un renovado grupo de jazz, The John Barry Seven.

Después de continuados éxitos al frente de la banda, en 1959 trabajó con la EMI como director musical y colaboró con Adam Smith, el hombre que le introducirá en el mundo de las bandas sonoras. Juntos trabajaron en Beat girl (1959) y fue tal el éxito musical alcanzado, que la banda sonora llegó a convertirse en una pieza memorable del pop británico.

Pero sin duda alguna, fue con la primera edición de la saga de 007, cuando obtuvo el éxito y reconocimiento aplastante que caracterizará su carrera.

OBRA DE JOHN BARRY

Sin haber visto si quiera,la película del más famoso y conocido agente secreto, Barry compuso con su orquesta la banda sonora de 007 contra el Dr. No (1962) del director Terence Young.

Debido al gran éxito conseguido, le encargaron las siguientes dos partes de la saga Bond: Desde Rusia con amor (1963) y Goldfinger (1964) de Guy Hamilton.Con esta última,logrará su consagración dentro del mundo del cine.

En ese mismo año, compuso la banda sonora de Zulu y cinco años más tarde, crearía el telón de fondo de todo un clásico como es: Cowboy de medianoche (1969).

Este músico con cinco Oscars en su vitrina, también incurrió en producciones de tinte historicista, las cuales se conocen bajo el nombre de tetralogía histórica y cuyos títulos son los siguientes: El león en invierno (1968), El último valle (1970), María, reina de Escocia (1971) y Robin and Marian (1971).

Dentro de su productiva trayectoria musical, debemos destacar por último, títulos tan importantes como: Fuego en el cuerpo (1981), Memorias de África (1985) o Cotton Club de Francis Ford Coppola.

Tras una crisis de salud que lo mantuvo alejado durante varios años, Barry vuelve a la carga ganando un Oscar con Bailando con lobos (1990) de Kevin Costner. Esta sería su última composición.